CONFERENCIA ESTE: CENTRAL DIVISION

– INDIANA PACERS

– CHICAGO BULLS

– CLEVELAND CAVALIERS

– DETROIT PISTONS

– MILWAUKEE BUCKS

INDIANA PACERS

indiana_pacersEstuvo a un partido de llegar a las Finales. Si, además de esto, mejoras la plantilla con un banquillo fiable, el remate final ha de ser la exigencia. Pero cuenta con varios problemas. El primero es acoplar a Danny Granger. Con Paul George instalado dentro del star system de la NBA y con un Lance Stephenson que es el factor clave en el entramado defensivo de Frank Vogel, la presencia del #33 se antoja prescindible, relegándolo al banquillo. Pero este problema se convierte en solución ya que, sumando a Granger, los Pacers cuentan con una segunda unidad de lujo. Scola, Copeland, Mahinmi y CJ Watson son la gran diferencia con respecto a la campaña pasada, cuando Indiana acusó mucho el nivel entre titulares y suplentes.

Espectacular Regular Season y Playoffs de George, gran postemporada de Hibbert y sistema defensivo consolidado. El nivel del este obliga a evolucionar y no estancarse, algo que Larry Bird ha hecho con su equipo desde las oficinas.

Altas: Luis Scola (Suns), Chris Copeland (Knicks), CJ Watson (Nets), Donald Sloan (Guandong Tigers, Rasual Butler (Tulsa 66ers)

Bajas: DJ Augustin y Tyler Hansbrough (Raptors), Gerald Green y Miles Plumlee (Suns), Jeff Ayres (Spurs), Ben Hansbrough (Gran Canaria), Sam Young

Estrella: Paul George. Se le exigió y cumplió. Con creces. All-Star, stopper de LeBron en las Finales de Conferencia, renovación de contrato y status de estrella en esta nueva temporada. Comienza como líder desde un principio, la liga lo sabe y él lo debe asumir, con defensas que se van a centrar aún más en él. Su evolución como jugador marcará el futuro de Indiana.

Atentos a: Roy Hibbert. Se permitió elegir cuándo rendir, dejando la temporada regular para coger la forma de cara a los Playoffs, donde sí despuntó. Por condiciones, debe ser dominante. Si quiere, lo será. Su presencia ha condicionado los fichajes de Miami, que se han traído a Oden para colocar una torre que controle a Hibbert.

Entrenador: Frank Vogel. Conocimiento de plantilla, libertad ofensiva a sus jugadores y exigencia defensiva a TODOS. Cada integrante del equipo “agacha el culo” y aporta muchísima intensidad y trabajo. El legado de Vogel será leyenda si consigue acoplar con solvencia a Granger dentro de la rotación. Ahí está su asignatura para esta temporada.

Pronóstico: Con el nivel creciente del Este, donde aparecen los Bulls con respecto al año pasado, Indiana deberá luchar con Chicago, New York y Brooklyn. Ha mejorado ostensiblemente y el objetivo es alcanzar, como mínimo, las Finales de Conferencia.

CHICAGO BULLS

imagesDerrick Rose. Así se podría definir el presente y futuro de los Chicago Bulls. Sin su clara estrella (MVP 2011), la franquicia consiguió avanzar el año pasado y no caer en mal lugar ni durante la temporada ni durante los playoff. Si hay un aspecto positivo que sacaron en claro los de Thibodeau fue la unión como equipo. Sobre todo en la fase final de la temporada, en la que consiguieron un pase vital de ronda ante Brooklyn Nets y que sacaron mucho pecho ante Miami Heat ganando el primero de los partidos en feudo visitante. Durante varios tramos de la temporada fueron apareciendo destellos de coraje y de garra encarnados en Joakim Noah y Carlos Boozer, su pareja interior. La adquisición de Nate Robinson fue toda una sorpresa, ya que su rendimiento estuvo siempre por encima de las expectativas creadas.

Pese a esa cohesión, siempre dieron la sensación de que les faltaba algo. Un algo que esta temporada pretende remediar Derrick Rose. Su presencia marcará el auténtico objetivo del equipo entre cumplir un mero papel en playoffS o luchar incluso por estar entre los 2 mejores, al menos, del Este.

Altas: Mike Dunleavy (Bucks), Erik Murphy (N), Tony Snell (N).
Bajas: Marco Belinelli (Spurs), Daequan Cook, Richard Hamilton, Vladimir Radmanovic, Nate Robinson (Nuggets), Malcolm Thomas.

Estrella: Derrick Rose. Es el jugador franquicia y su influencia está fuera de toda duda, tanto cuando está en cancha como cuando no pisa el parquet. La temporada pasada faltó y Chicago Bulls vivió con atención su posible retorno. El jugador no disputó un solo minuto quizá más por el aspecto psicológico que por el físico. Este año gran parte de lo que consiga hacer el equipo dependerá primero de su presencia en el quinteto y, lo más importante, de la forma y determinación con que vuelva.

Atentos a: Marquis Teague. No porque sea la estrella ni un titular indiscutible. Decían que el hermano de Jeff prometía y mucho en su periplo universitario. Habrá que saber hasta qué punto le dan oportunidades, porque el jugador tiene dotes y talento para demostrar que la NBA, y concretamente Chicago Bulls, le puede hacer un hueco. Con Butler, Rose y Hinrich delante habrá que prestar especial atención a las rotaciones para que Teague tenga su oportunidad.

Entrenador: Tom Thibodeau. Fue duramente criticado y señalado por la lesión de Derrick Rose. Aquel momento en el que el equipo no se jugaba nada y mantuvo a su jugador franquicia en cancha. Más allá de aquella fatídica situación, Thibodeau ha mantenido en buen rumbo al equipo. Sus jugadores saben lo que quieren mediante la entrega y el trabajo, algo de lo que tiene gran culpa su míster.

Pronóstico: Con el planteamiento de que el equipo funcionará como conjunto y teniendo en cuenta que respeten las lesiones, Chicago Bulls es un equipo que debe aspirar, como mínimo, a semifinales de Conferencia en el Este. Incluso este objetivo se les antojaría corto si Rose está a pleno rendimiento y el roster funciona a buen nivel con una mezcla entre trabajo y suerte. Pensar en ser campeones del Este se antoja, a estas alturas, como una utopía.

CLEVELAND CAVALIERS

Cleveland-CavaliersCon Kyrie Irving como estrella consolidada dentro de la NBA y un grupo pleno de juventud y muchísimo potencial, los Cavs deben aspirar a entrar en Playoffs. Han sumado a Jarret Jack, el Nº1 del Draft Anthony Bennett y la incógnita de Andrew Bynum. La llegada de Mike Brown les dará el plus defensivo que necesita todo equipo joven para dar ese paso necesario. El jugador decisivo será Irving, pero que necesitará que Waiters y Thompson aumenten su rendimiento del año pasado.

Las piezas que han sumado los Cavaliers son muy prometedoras, con titulares y suplentes de mucho nivel. Encontrarán problemas en defensa y la recuperación de Varejao será clave para cerrar la zona con solvencia. Jarret Jack será un gran sustituto de Irving e, incluso, compartirá minutos con él. El puesto de alero es el más débil y habrá que ver si Bennet ocupa ese puesto para dejar a Thompson como “cuatro”.

Altas: Anthony Bennet (N), Andrew Bynum (76ers), Jarret Jack (Warriors), Earl Clark (Lakers), Sergei Karasev (N), Mett Dellavedova (N), Carrick Felix (N)
Bajas: Wayne Ellington (Mavericks), Marreese Speights (Warriors), Shaun Livingston (Nets),Omri Casspi (Rockets), Daniel Gibson, Kevin Jones, Chris Quinn, Luke Walton (agentes libres)

Estrella: Kyrie Irving. Lo ha demostrado y seguirá haciéndolo. Debería dar un pasito más en defensa, aunque no es imperativo porque, en ataque, está al nivel de los mejores de la liga. Su objetivo es entrar en Playoffs y necesita de todos sus compañeros. Rodeado de juventud, la química de equipo no debería ser problema y eso ayudará en un futuro. Seguirá creciendo y lo veremos en el All-Star y, por qué no, en alguno de los tres Quintetos.

Atentos a: La influencia de Jarret Jack y el acoplamiento de Anthony Bennett. En cuanto al base, viene de rendir perfectamente al lado de Stephen Curry, con lo que tener a Irving al lado no le será extraño. Jugarán muchos minutos juntos. En el caso del Nº1 del Draft 2013, es posible que se vea desplazado al puesto de alero para incluir a Tristan Thompson y Varejao en la pintura. De su adaptación dependerá su futuro y evolución dentro del equipo.

Entrenador: Mike Brown. Tras su salida populista de Lakers, llega donde alcanzó el éxito. Sus conocimientos defensivos serán el complemento perfecto a un equipo eminentemente ofensivo. El miedo es que pueda coartar a sus referentes en ataque, algo que veremos en los primeros meses de competición.

Pronóstico: Deberían alcanzar Playoffs por plantilla y porque cuentan con una súper-estrella de la NBA como Irving. Como hemos dicho, la química será importante por la juventud, pero ésta se convierte en problema en cuanto a la falta de experiencia y regularidad. Ahí es donde puede aparecer Varejao. Equipo a seguir y divertido de ver.

DETROIT PISTONS

Detroit-PistonsSin duda alguna, los Detroit Pistons han sido los grandes animadores del verano con muchos movimientos en los despachos, ya que han dejado el equipo siete jugadores y han llegado ocho nuevos, además del cambio en el banquillo. Tras la mala campaña pasada, donde el equipo volvió a defraudar, el entorno de los Bad Boys vuelve a ser optimista con la confección de una plantilla ilusionante que espera devolver a los de Michigan a los Playoffs.

Los Pistons han conseguido hacerse con el agente libre más codiciado durante el verano, el ex de los Atlanta Hawks Josh Smith, por el que han apostado muy fuerte. Con este fichaje Detroit conformará uno de los mejores frontcourts de la NBA, además de ser uno de los más atléticos con el trío formado por el propio Smith, Andre Drummond y Greg Monroe.

Si la pintura es, de largo, lo mejor con lo que cuentan los Pistons, por fuera tendrán algún problema más. Han apostado por el fichaje de Brandon Jennings, después de que Brandon Knight no haya resultado como esperaban, además de la vuelta de un jugador veterano como es Chauncey Billups, que deberá aportar la calma necesaria en un equipo tan joven. Por último, hay que mencionar los tres refuerzos que han hecho los de Michigan vía Draft, destacando por encima del resto el de Kentavious Caldwell-Pope, un jugador de clara vocación ofensiva.

Altas: Maurice Cheeks (Entrenador), Kentavious Caldwell-Pope (N), Tony Mitchell (N), Josh Smith (Hawks), Peyton Siva (N), Luigi Datome (Virtus Roma), Chauncey Billups (Clippers), Brandon Jennings (Bucks), Josh Harrellson (Heat).
Bajas: Lawrence Frank (Entrenador), José Manuel Calderón (Mavericks), Jason Maxiell (Magic), Brandon Knight y Khris Middleton (Bucks), Viacheslav Kravtsov (Suns), Corey Maggette (Spurs)

Estrella: Josh Smith. Era el agente libre por el que se ha peleado media liga durante el verano. Tras ser la pieza clave de los Atlanta Hawks, Smith llega a Detroit con la idea de devolver a los Bad Boys a su lugar, los Playoffs. Para ello deberá trabajar mucho en mejorar su selección de tiro. Además, es posible que juegue durante algunos minutos como alero, debido al potencial de la pareja Monroe-Drummond, algo que quizás no sea lo más ventajoso pero que puede ser una opción puntual para el entrenador.

Atentos a: Brandon Jennings. Los Pistons han apostado por él para solucionar sus problemas en la posición de base, tras el fallo en su apuesta por Brandon Knight. Para ello, Jennings deberá mejorar en su dirección de juego y no hacer tantos tiros forzados como hacía en Milwaukee, algo que según ha confirmado el propio jugador, ya tiene asumido e interiorizado, lo que será muy ventajoso para Detroit. Será positivo para él no ser la estrella del equipo.

Entrenador: Maurice Cheeks. Entrenador con muchos partidos a sus espaldas en la NBA, aunque no con muy buenos números ya que en ocho temporadas su balance es de 284-286, habiendo jugado los Playoffs en tres ocasiones sin pasar de ronda en ninguna de ellas. Aún así, llega con muy buenas referencias tras su etapa como asistente en Oklahoma, donde ha participado en la reconstrucción de un equipo aspirante, justo lo que pretenden los Pistons.

Pronóstico: Detroit está tomando el camino necesario para volver a instalarse entre la elite de la NBA, con jugadores jóvenes con mucho futuro acompañados de otros ya consagrados e importantes en la liga. Si consiguen conjuntar todas sus piezas, pueden ser una de las sensaciones de la temporada, aspirando claramente a meterse en Playoffs. El pronóstico es el de meterse en Playoffs pero no pasar de ronda.

MILWAUKEE BUCKS

Milwaukee-BucksIlusionante se presenta esta temporada para los Bucks. Alguna cara nueva que añade caché al equipo para suplir bajas tan sonadas como la de Brandon Jennings o Monta Ellis, pero que se refuerza con una plantilla más equilibrada. El año pasado ese gran backcourt no le sirvió para pasar de ronda en playoff, entre otras cosas porque tuvo la mala fortuna de toparse con Miami Heat en primera ronda. Aun así, los esquemas no les salieron del todo mal a los de Wisconsin. Brillaron en un tramo final de temporada ascendente y, a diferencia de los Sixers, lograron adjudicarse el octavo puesto de los Playoffs. Además plantaron cara a Miami arrebatándoles un partido de los 5. Terminaron la temporada con una agradable sensación de haber cumplido con más de lo esperado.

Precisamente por este antecedente, los Bucks de este año deben prepararse para hacer un papel similar al anterior. Las adquisiciones de Gary Neal, OJ Mayo y Brandon Knight mantienen el nivel en el estrellato del equipo, pero además han reforzado otros aspectos. Tienen un roster más compensado, con más capacidad de sacrificio, obreros y banquillo. No será raro ver un balance positivo en los Bucks este año.

Altas: Giannis Antetokounmpo (N), Caron Butler (Clippers), Carlos Delfino (Rockets), Brandon Knight y Khris Middleton (Pistons), O.J. Mayo (Mavericks),  Gary Neal (Spurs), Zaza Pachulia (Hawks), Miroslav Raduljica (N), Luke Ridnour (Wolves), Nate Wolters (N)

Bajas: Gustavo Ayón (Hawks), Samuel Dalembert (Mavericks), Marquis Daniels, Mike Dunleavy (Bulls), Monta Ellis (Mavericks), Drew Gooden, Brandon Jennings (Pistons), Luc Mbah a Moute (Kings), Joel Przybilla, J.J. Redick (Clippers), Ish Smith (Suns).

Estrella: OJ Mayo. Tiene ante sí el reto de convertirse en el guía anotador y pieza indispensable del equipo. Tiene talento y calidad de sobra para ello, dando muestras de sus habilidades sobre todo en Memphis Grizzlies. Si el juego del equipo le acompaña, será el referente del perímetro y el buque insignia del equipo.

Atentos a: Gary Neal. Sobran las palabras para describir lo que es capaz de hacer este jugador. No hay nada mejor que tener a Gregg Popovich a tu lado para que crezcas como estrella. Neal no llega a tanto, pero en San Antonio Spurs llegó a ser clave con sus tiros hasta en las mismísimas Finales. Si no sale su juego o su rendimiento no es el adecuado, un tanto por ciento muy alto será de quienes no hayan sabido explotarlo o aprovecharlo.

Entrenador: Larry Drew. Tras su paso el año pasado por Atlanta y hacer un papel respetable llegando a Playoffs, Drew afronta un reto mayor este año. Sin una estrella del nivel de Josh Smith o un estilo definido como en los Hawks, el de Kansas debe encajar los buenos engranajes de los que dispone. Jugadores con profundidad de banquillo como Delfino, obreros como Larry Sanders y estrellas como OJ Mayo le brindan posibilidades para que cree su propio estilo de juego.

Pronóstico: Entrar entre los 8 mejores del Este debe ser su finalidad. Tiene buen equipo y aunque este año la competencia ha crecido (Wizards, Pistons), los Bucks también se han reforzado concienzudamente. No entra en ningún plan que falte en el top 10 del Este en la temporada. Luchará por entrar en Playoffs, con serias aspiraciones a que lo logre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *